top of page
Buscar
  • Foto del escritorNora Isabel Ramírez

Ansiedad: ¿Aliada o Enemiga? Descubre las Diferencias entre la Ansiedad Funcional y Patológica



Psicóloga Heredia: Trastorno de Ansiedad
Psicóloga Heredia: Trastorno de Ansiedad

Diferencias entre Ansiedad Patológica y Ansiedad Funcional

La ansiedad es una respuesta natural del cuerpo ante situaciones de estrés o peligro. Sin embargo, no toda ansiedad es igual ni se manifiesta de la misma manera. Es importante distinguir entre la ansiedad funcional y la ansiedad patológica para entender cómo estas afectan nuestras vidas y cómo podemos manejarlas adecuadamente.

 



¿Qué es la Ansiedad Funcional?


La ansiedad funcional es aquella que nos ayuda a enfrentar situaciones desafiantes de manera efectiva. Es una respuesta adaptativa y temporal que nos prepara para actuar en momentos de peligro o estrés. Por ejemplo, sentir ansiedad antes de un examen importante o una presentación en el trabajo puede motivarnos a prepararnos mejor y a estar alerta. Algunos de los rasgos característicos de la ansiedad funcional incluyen:


  •    Temporalidad: La ansiedad funcional suele ser de corta duración y desaparece una vez que la situación estresante ha pasado.

  •    Motivación: Nos impulsa a actuar y a enfrentar desafíos.

  •    Alerta: Aumenta nuestra capacidad de concentración y nos mantiene enfocados.

  •    Adaptabilidad: Es una respuesta natural y saludable a situaciones específicas.

 

¿Qué es la Ansiedad Patológica?


La ansiedad patológica, por otro lado, es una respuesta desproporcionada y persistente ante situaciones que no representan un peligro real o inmediato. Esta forma de ansiedad puede interferir significativamente con la vida diaria y el bienestar general de una persona. Algunos de los rasgos característicos de la ansiedad patológica incluyen:


  • Persistencia: La ansiedad patológica es constante y no desaparece, incluso cuando no hay una causa aparente.

  • Intensidad: Los síntomas son más intensos y pueden ser debilitantes.    

  • Interferencia: Afecta negativamente el funcionamiento diario y la calidad de vida.

  •     Físicos y Emocionales: Puede manifestarse a través de síntomas físicos (palpitaciones, sudoración, temblores) y emocionales (miedo excesivo, irritabilidad).

 

Síntomas de la Ansiedad Patológica:


Para identificar la ansiedad patológica, es importante estar atento a ciertos síntomas que son más severos y prolongados. Estos pueden incluir:

 

  •     Preocupación excesiva y constante por situaciones cotidianas.

  •     Dificultad para concentrarse o relajarse.

  •     Problemas para dormir o insomnio.

  •     Fatiga extrema.

  •    Irritabilidad y cambios de humor.

  •    Sensación de inquietud o nerviosismo constante.

  •    Síntomas físicos como: alteración (aumento) de la frecuencia cardiaca, dificultad para respirar, opresión en el pecho, vértigo, aturdimiento, rigidez de la caja toráxica, náuseas, sudoración, sensación de desrealización, miedo intenso, dolores de cabeza, problemas digestivos, y tensión muscular.

 

Diferencias Clave entre Ansiedad Funcional y Ansiedad Patológica


    Duración: La ansiedad funcional es temporal y específica a una situación, mientras que la ansiedad patológica es persistente y puede no tener un desencadenante claro.

 

    Intensidad: La ansiedad funcional es manejable y puede ser beneficiosa, mientras que la ansiedad patológica es abrumadora y puede impedir el funcionamiento saludable limitando cada vez más. Pueden experimentarse ataques de pánico.

 

    Impacto en la Vida Diaria: La ansiedad funcional no interfiere significativamente con las actividades diarias. Mientras que la ansiedad patológica puede afectar gravemente la capacidad de una persona para llevar a cabo sus responsabilidades y disfrutar de la vida.

 

   Síntomas Físicos y Emocionales: Aunque ambos tipos de ansiedad tienen síntomas físicos y emocionales, en la ansiedad patológica estos síntomas son más severos y prolongados.

 

Manejo y Tratamiento


Ansiedad Funcional: Generalmente, no requiere tratamiento médico. Técnicas de manejo del estrés como la meditación, el ejercicio regular y una buena higiene del sueño pueden ser suficientes.

Ansiedad Patológica: Puede requerir intervención profesional. Las opciones de tratamiento incluyen terapia Breve Estratégica (TBE), en algunos casos farmacología y técnicas de manejo del estrés. Es importante buscar ayuda de un profesional de salud mental si la ansiedad está interfiriendo con la vida diaria.


Conclusión

Reconocer la diferencia entre la ansiedad funcional y la ansiedad patológica es crucial para manejarla adecuadamente. Mientras que la ansiedad funcional puede ser una aliada en momentos de desafío, la ansiedad patológica requiere atención y tratamiento profesional para asegurar una vida equilibrada y saludable. Si sientes que la ansiedad está afectando tu vida de manera negativa, no dudes en buscar ayuda profesional.

La paz interior y el bienestar están a tu alcance, y juntos podemos hacer que cada día sea un paso más hacia tu recuperación completa.


¡No esperes más para dar el siguiente paso!




Estrés Postraumático: Psicóloga  Heredia

Temas clave: Ansiedad: Psicóloga Heredia | Diferencias ansiedad funcional

9 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page